Seguidores y subscriptores


HISTORIA DE LA EDUCACIÓN


04 junio, 2010

Mensaje recibido

“Querido profesor
“Leí con atención el adjunto, aunque es difícil seguir el hilo a tanta burocracia y corrupción”.
“Lamento mucho lo que le ocurrió, lo que nos ocurrió. Si las cosas quedan asi hemos perdido a uno de los mejores docentes con los que me he cruzado en todos estos años de educacion. Lo lamento realmente por ud y por todos los que somos alumnos de nuestra querida y contradictoria facultad”.
“Si hay alguna ocasion en que necesite apoyo, por mi parte no tiene mas que contar con él -que es en verdad, un minimo gesto de retribución ante lo generoso que ud ha sido-“
“Tal vez estas palabras no tengan mucho valor entre los lamentables parametros que utiliza el sistema educativo, sin embargo no quiero dejar de decirle cuan importante han sido para mi sus clases, su pasion y su generosidad al enseñar, pero por sobretodo, su humanidad y calidez para hacerlo. Aprendemos a ser profesores estudiando, leyendo, reflexionando, pero tambien mirando a quien lo hace frente a nosotros, y la experiencia en su clase fue para mi una marca de fuego.”
“Si alguna vez logro en mi trabajo docente despertar el entusiasmo y la curiosidad del modo que ud lo hizo, me sentire muy feliz”
“Solo tengo palabras de agradecimiento que se basan pura y exclusivamente en los hechos: la dedicacion, el trabajo, el esfuerzo, las ganas.... y algunas preguntas que no dejan de inquietarme:
- que facultad queremos? que docentes queremos? que defendemos cuando defendemos la educacion publica? como la valoramos?”
“Sepa disculpar el tono personal de este mail, le mando un gran abrazo”

No hay comentarios.: